Presentación



Zulay C. Díaz Montiel
Universidad del Zulia



“A veces pienso que me importa menos perder la razón, que perder los sentimientos”

Márquez-Fernández, Álvaro B. Emilianos, 2004.

Inédito.

 


Presentación


Este dossier lo dedicamos a homenajear al filósofo latinoamericano-venezolano de la contrahegemonía del poder, la utopía de la política y el sentir de los sentires, Álvaro B. Márquez-Fernández, 1952-20181.


Siempre solía escribirme correos-e que los llamaba emilianos, y me decía:

“Hay tanto de no conciencia y de olvido del presente, que no nos damos cuenta de cuál es y dónde está la realidad de la vida que siempre se percibe como la más auténtica cuando nos abre al sentimiento. ¿Hacia dónde es que realmente vamos? ¿qué es lo que realmente son nuestros sentires?; ¿de qué naturaleza de vida son esos seres que nos descubren el destino como formando parte de nuestras vidas? Zulay, nuestro destino no nos pertenece aun cuando se construya y se asiente a través de nuestras vidas”.2

Nunca antes de hoy, tuve mayor conciencia de sus palabras, y es que las fuerzas de la trascendencia son superiores a nuestras fuerzas humanas. Se trata más que de decirlo, de sentirlo; porque lo que me deja su muerte tal como él lo escribió (…)”es una conciencia más clara en la luz y un corazón más abierto al espíritu”3. Esa flecha de fuego que me hirió cuando su ausencia se volvió sombra, explica, tal como él lo entendía, que desde el espacio de la existencia sensible es cuando la posibilidad de razonar se hace sentimiento que nos convoca a la convivencia con los otros, por la necesidad que los afectos despiertan en la razón sentiente.

He ahí la distinción entre el razonar sentimental y el razonar racional, en la que Álvaro Márquez-Fernández tanto puntualizó; y, es que solo la comprensión sensible de los afectos hace posible descubrir el espacio relacional con los otros4, desde la afectividad que creamos con posibilidades de interacciones intersubjetivas que nos hacen capaces de aceptar a los otros desde sus diferencias.

La propuesta de su filosofar en la últimas dos décadas de su vida, giró en torno al estudio del discurso epistémico de este tema y su fundamentación política, y, con ello, logró consolidarse como el filósofo del sentir de los sentires. No obstante, el estudio epistémico de la contrahegemonía del poder y la utopía de la política, lo acompaño desde sus inicios, como catedrático, investigador de la Universidad del Zulia, e intelectual latinoamericano, hasta el final de sus días.

Nombrar a Márquez-Fernández como filósofo de la contrahegemonía del poder y la utopía de la política, pasa por comprender que el poder originario y soberano, una vez usurpado por el poder absolutista del Estado moderno, se erige como garante del poder de clases; y, de esa manera, se constituye en el principal obstáculo para posibilitar la construcción de un orden sociopolítico ciudadano.5 Desde una perspectiva gramsciana cuestionó el uso del poder como dominio y reconoció la necesidad de prácticas interculturales donde se concreten valores intersubjetivos que descolonicen, desde el punto de vista de un proyecto antihegemónico, el espacio público y su realidad con fines de reconocimiento a la alteridad en los valores de convivencia.

Son muchos los aportes teóricos que el filósofo de la utopía de la política generó, contribuyendo así, a una ética latinoamericana capaz de coadyuvar en la construcción de un proyecto colectivo de relaciones interculturales, donde a través de prácticas emancipadoras ciudadanas se logren nuevas relaciones entre Estado y Sociedad.


Así pues, Katia Martínez Heredia, nos presenta en su artículo al filósofo de la utopía de la política, desde la comprensión filosófico-epistémica de la teoría antihegemónica del poder, para concretar la construcción de nuevas ciudadanías cohesionadas bajo principios de justicia social. La autora, hace mención del carácter deliberativo del poder ciudadano para desarrollar procesos sociopolíticos donde se abogue por el interés de todos los involucrados y deje de ser utopía la tan anhelada democracia participativa.


Flor María Ávila Hernández presenta en su artículo, el estudio de las categorías democracia subalterna en la praxeología de los derechos humanos frente a la hegemonía del poder estatal. Todas ellas, categorías de estudio fundamentales en la filosofía marqueziana y en la teoría de los derechos humanos de Capozzi. Resalta en su artículo el estudio del filósofo de la utopía de la política a través de la discusión que plantea acerca de un nuevo paradigma democrático que protagonicen los ciudadanos y donde los derechos humanos se constituyan en herramientas de la praxis sociopolítica que legitime el espacio público, como espacio para un diálogo que atienda el interés común.


Asimismo, Alessandro Serpe nos presenta de nuevo en su artículo al filósofo de la contrahegemonía del poder, con el estudio de la democracia sub-alterna y el Estado hegemónico. El autor dirige sus esfuerzos epistémicos a mostrar la poca capacidad que han tenido las democracias modernas para la inclusión del otro; y, subraya el proyecto sociopolítico utópico elaborado por Márquez-Fernández durante su trayectoria como intelectual latinoamericano.


Conjuntamente con el homenaje póstumo a Márquez-Fernández, se presentan en este dossier interesantes y diversos análisis para la agenda de discusión en el área de las Ciencias Sociales, con los siguientes artículos:


Ricardo López Salazar, aborda el estudio de las diferentes teorías sobre el Estado de bienestar y desarrollo, como conceptos asociados al bien vivir. El devenir de las sociedades actuales tan golpeadas por la desigualad y la exclusión, es una constante reflexión en este artículo, concluyendo que son indispensables ciertas condiciones sociopolíticas y socioeconómicas, para lograr hacer realidad la utopía del bien vivir.


Javier Enrique Bernier Yanes, presenta un artículo donde determina a través de un estudio de caso, la efectividad educativa de Facebook FB, para el desarrollo de la comprensión lectora. Contrastando dicha efectividad con el método de lectura tradicional, concluye que FB, es un método que genera en el usuario mayor motivación para aumentar la comprensión lectora y adquirir nuevos conocimientos.


Germán Martínez Prats, Carlos Mauricio Tosca Vidal y Aldo Alexis Juárez Domínguez, presentan en su artículo la discusión del tema de los efectos del cambio climático y la implementación de una cultura en pro del cuidado del medio ambiente. Sus intereses teóricos se centran en el análisis de la existencia de condiciones económicas, jurídicas y políticas en México, para pechar con impuestos ambientales el carácter negativo de los desechos sólidos. Los efectos de éstas externalidades pueden ser efectivamente reguladas por los gobiernos.


Siguiendo con el tema de la contaminación ambiental, César Morales nos presenta en su artículo el estudio de la contaminación sónica y visual, específicamente en el Paseo Ciencias de Maracaibo, Venezuela. Direcciona sus esfuerzos teóricos a identificar las fuentes de contaminación sónica y visual y las estrategias utilizadas para crear conciencia en la población maracaibera que circunda el lugar.


Inés Nercesian y Roberto Cassaglia, nos presentan en su artículo un análisis comparativo entre la conformación del buró ministerial en Brasil y Perú para los años 2016-2018. El estudio del regreso de los grupos de dominación política de derecha en Latinoamérica, lo posicionan en términos epistémico, en una perspectiva sociológica histórica y política. Disciplinas clave para comprender las diferencias en la construcción de los elencos ministeriales de ambos países.


José Gregorio Petit Primera, declara como objetivo fundamental en el artículo que presenta verificar si la llamada revolución Bolivariana en Venezuela, posee connotaciones populistas. Concluye que el predominio del discurso ideológico, conjuntamente con el resto de las variables objeto de investigación, afirman la existencia del denominado del neopopulismo en el Socialismo del siglo XXI.


Marcos Eduardo Cantos Ochoa, presenta un artículo donde resalta la importancia de la auditoría integral para validar la gestión institucional. Plantea que, como evaluación preventiva, la auditoría permite validar los sistemas administrativos y financieros, con fines de aprovechar de forma más eficiente los recursos con los que cuenta en un momento determinado una entidad. Implementando un estudio de caso logra demostrar que, la auditoría integral es una evaluación multidisciplinaria que le da forma al cumplimiento de los procesos institucionales y su relación con el entorno.


Y para concluir, invitamos al lector a problematizar con sus reflexiones los temas aquí expuesto. Se trata con esta invitación de darle un sentido intersubjetivo al lector para crear nuevas relaciones sociales emancipadoras con las que se tengan posibilidades de reconstrucción de nuestras sociedades desde un proyecto político que privilegie la consideración de fines colectivos para la integración social. Estas consideraciones expuestas, abren el espacio público como ámbito de la vida social, permitiendo soluciones a los problemas sociales a través de la discusión pública acerca de temas que nos atañen a todos.